0
Share

Resumir la belleza de la esplendorosa ciudad de Alcalá de Henares en solo 24 horas es un reto algo complicado. Alcalá cuenta con diversos monumentos, jardines, y lugares históricos que funcionan como puntos turísticos, y se encuentran llenos de detalles interesantes, así como de una belleza sin igual. Te hablamos de esta ciudad cercana a la ciudad de Madrid.

Catedral Alcala De Henares
Catedral Magistral de los Santos Justo y Pastor

Qué ver en Alcalá de Henares

Si tristemente se dispone de muy poco tiempo para conocer esta hermosa ciudad, lo mejor que se puede hacer, es concentrar las fuerzas en recorrer la mayor cantidad de monumentos históricos como sea posible, de esta forma se podrá conocer la ciudad con una mejor perspectiva, y se dejará espacio para seguir conociendo en una próxima visita.

1. Catedral Magistral de los Santos Justo y Pastor

Compuesto por un salón principal, su claustro, e incluso una torre, las cuales están para el disfrute completo del público, ya que se puede visitar cada una de las estructuras. Por lo que la única restricción es evitar tocar los artefactos históricos que se puedan encontrar a lo largo de la visita.

Este fue creado en 1514, y desde entonces, se le han realizado trabajos de mantenimiento para poder mantenerlo en todo su esplendor, ya que una construcción de este tamaño, y con tantos años, requiere de cierta cantidad de atención.

Era originalmente un asentamiento romano, y en algunas partes esos orígenes pueden apreciarse claramente. Si se tiene energía suficiente, lo mejor que se puede hacer es subir a la torre y disfrutar de una excelente vista. Eso sí, la torre cuenta con 350 escalones, por lo que no es para quienes se cansen rápido.

2. Casa de Miguel de Cervantes

Uno de los aspectos más curiosos de esta ciudad, es que fue cuna de uno de los escritores más famosos de toda la historia, Miguel de Cervantes nació en Alcalá de Henares, y aún se conserva la casa original que albergó al aclamado personaje durante sus años tempranos.

Afortunadamente para el público, esta se encuentra totalmente abierta, y puede ser visitada sin necesidad de pagar alguna clase de entrada. Dicha casa está identificada por una hermosa escultura de Don Quijote de la Mancha y Sancho Panza, los cuales simulan estar en una conversación, a la espera de algún turista deseoso de una foto.

3. Colegio Mayor San Ildefonso

La vuelta al colegio puede suceder de diferentes formas, y quizás la mejor sea esta. Visitar este hermoso ejemplo de arquitectura, es un deleite para todo aquel que se encuentra ante su magnificencia. Dentro de dicho edificio se encuentra ubicada la Universidad de Alcalá de Henares.

Para entrar a este se debe pagar 4 euros, pero vale la pena el pequeño costo, considerando la hermosa visita que se realizará, sobre todo al tratarse de una obra datada en el año 1513. Sumado a esto, es también aconsejable visitar la facultad de filosofía y letras, de solo verla dan ganas de estudiar en tan magnífico lugar.

4. Ciudad Romana

Sin embargo, quizás el aspecto más imponente para visitar sea el llamado Complutum Ciudad Romana. Alcalá de Henares posee un pasado romano que sigue presente hoy en día, para verlo solo hace falta observar esta hermosa ciudad antigua.

Se encuentra compuesta de un mercado, la casa de los Grifos, unas termas y una basílica civil. Originalmente este era un centro de estudio destinado a la clase alta de la sociedad romana, y cuenta con un mosaico muy llamativo con motivo marítimo, el cual merece la pena observar.

Complotum Ciudad Romana Alcala De Henares
Complotum Ciudad Romana, Alcalá de Henares

¿Qué más hacer el Alcalá de Henares?

Si se tiene un poco más de tiempo para visitar la ciudad, existen ciertos puntos turísticos que pueden ser de alto interés para los visitantes. Con los que se completaría la visita a la ciudad, y se pudiese conocer a fondo, o se pudiesen dejar para otra ocasión.

Palacete de Laredo

Construido en 1882, es un palacio muy ostentoso, y aunque tiene un tamaño relativamente pequeño, no deja de sorprender a quien lo visita. Es actualmente la sede principal del Museo Cisneriano, y ha sido declarado como patrimonio inmueble del pueblo español en el año de 1975.

Observarlo es deleitarse con su hermosa arquitectura, imponentes y altas paredes, las cuales están revestidas con un diseño neomudéjar, el cual resulta ser una gran fuente de inspiración para muchas personas. Además, tomarse una foto frente a este siempre es una postal perfecta.

Sin embargo, su parte más atractiva se encuentra en el interior, donde los arcos y cúpulas sostienen un techo de gran altura, en el que se despliega una gran cantidad de colores en patrones abstractos que deleitan la mirada de todo aquel que lo visita.

Plaza de Cervantes

Repleta de hermosos árboles, decorada con blancas flores en su parte central, y rodeada de edificios históricos, la plaza resulta otro homenaje al famoso escritor que aquí nació. Dar un paseo a través de esta es uno de los más grandes placeres al visitar la ciudad.

Esta resulta ser el centro de vida de Alcalá de Henares, ya que en ella convergen las calles más grandes de la ciudad, por lo que representa una gran cantidad de movimiento.

Quedarse en ella hasta el ocaso es una experiencia mágica, sobre todo cuando el cielo nocturno cuenta con pocas nubes, y se observa el celestial azul oscuro combinarse con las luces de la plaza.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.